Juan Carlos Rojo Carrascal

Genera polémica construcción del puente Rolando Arjona en Culiacán

En esos archivos no venía ningún proyecto para un puente en el boulevar Rolando Arjona.Se adjuntaron a cambio el Plan Integral de Movilidad Urbana Sustentable (PIMUS), la Ley General de Asentamientos Humanos, Ordenamiento Territorial y Desarrollo Urbano, la Ley de Ordenamiento Territorial y Desarrollo Urbano de Sinaloa y la Estrategia Territorial Sinaloa 2030.Este último fue un proyecto presentado en conjunto por el gobierno estatal y ONU-Hábitat, programa de Naciones Unidas en temas de urbanismo.Sin embargo, a las oficinas del IMPLAN llegó una llamada el viernes 8 de junio por parte de Eleviel Zamora Arellano, de la Dirección de Obras Públicas del Estado, quien solicitó el proyecto denominado “Paso Superior Vehicular Arjona” bajo el argumento de que se licitaría para su construcción.Ese mismo 8 de junio, mediante un escrito dirigido a la entonces titular de la Secretaría de Desarrollo Sustentable, Martha Robles Montijo, el titular del IMPLAN, Juan Carlos Rojo Carrascal, explica la incompatibilidad con los principios de movilidad sustentable.Cita: “En Sinaloa, en especial en las grandes ciudades (Los Mochis, Guasave, Culiacán y Mazatlán) se han destinado cuantiosos recursos públicos para la construcción de infraestructura para los medios motorizados, especialmente el automóvil, lo que ha agravado el problema del tráfico, producto de la cantidad de vehículos privados que se desplazan dentro de la ciudad, con un promedio de 1.2 personas por unidad”.La inconformidad por llevar a cabo con tanta prisa este proyecto llevó al colectivo ProCiudad a protestar públicamente la decisión de ejecutar una obra que, según ellos, no solo es innecesaria sino onerosa.